Assassin’s Creed III. Eventos: Ley del té

Fecha: Aprobación: 1773

La ley del té se aprobó en 1773. Fue un intento del gobierno británico de apoyar a   la compañía Británica de las Indias Orientales permitiéndole enviar té a las colonias directamente desde la India, sin tener que pasar antes por Gran Bretaña. Esto hacía la té mucho más barato, más aún que el té que los colonos importaban de contrabando desde Holanda (para evitar pagar los impuestos británicos).

El problema era que, incluso con los precios más baratos, el gobierno británico seguía cobrando impuestos por el té. O sea: compara el té iría en contra de la posición colonial de “No hay impuestos sin representación”.

El gesto fue visto(probablemente con motivo) como un intento astuto de hacer que las colonias aceptasen inconscientemente un impuesto, con la esperanza de abrir paso a los demás. Los colonos no picaron, y los intentos de descargar el té de las Indias Orientales en Boston provocaron el famoso motín del té, probablemente el peor uso que se le haya dado jamás a un té estupendo.

Lo tiraron al mar. ¡Al mar! Al menos podrían haberlo robado.

Hubiera sido menos inmoral.

Fuente: Base de datos del Animus

Comments
One Response to “Assassin’s Creed III. Eventos: Ley del té”
Trackbacks
Check out what others are saying...
  1. […] .”El gesto fue visto (probablemente con motivo) como un intento astuto de hacer que las colonias aceptasen inconscientemente un impuesto, con la esperanza de abrir paso a los demás.” Ley del té. […]



Nada es verdad...Todo está permitido...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • “Consagré mi vida a conocer la sabiduría y también la locura y el desvarío. Ahora comprendo que era tan fútil como escribir en el agua, pues donde hay sabiduría hay también pesar. Y quien atesora conocimiento, atesora dolor“ Al Mualim, Assassin's Creed
A %d blogueros les gusta esto: